Supervisión en tiempos de COVID-19

Acciones frente al Covid-19 de las autoridades ALA/CFT Internacionales y de Colombia.
20 mayo, 2020
Tecnología Blockchain y Bitcoin
15 julio, 2020

Supervisión en tiempos de COVID-19

La humanidad lleva varios meses enfrentando un virus y una situación de aislamiento obligatorio (cuarentena) sin precedente alguno. Debido al virus denominado COVID-19 que ha cobrado la vida de más de 315.000 personas alrededor del globo terráqueo; se han decretado periodos de aislamiento en la mayoría de países desde hace más de 3 meses, llevando a las personas a resguardarse en sus casas y restringiendo su salida a casos netamente indispensables, lo que ha traído suspensión en la mayoría de las actividades empresariales y comerciales.

Por otro lado, han cobrado mayor importancia las transacciones vía internet, lo que supone, una facilidad a la hora de adquirir productos y bienes de servicio, pero también representa un riesgo para el fraude o delitos cibernéticos , como lo precisa Daniel Fernando Cortés, quien es coordinador de Proyectos Especiales e Innovación en ‘Ethos Soluciones de Software’, <<creo que el principal impacto se va a presentar en un crecimiento de los delitos de “cuello blanco” incluyendo corrupción y estafas. Asimismo, los ciberdelitos van a crecer y temas como hackeo de cuentas, clonación de tarjetas o phishing van a ser pan de cada día>>.

Debido a estos riesgos, sumados a la lucha en contra del Lavado de Activos, el Financiamiento del Terrorismo y la corrupción, el GAFILAT publicó un comunicado referente a la emergencia sanitaria actual, en relación a la mitigación de estos delitos manifestó que “considera imperativo revisar los posibles riesgos emergentes que resulten a causa de la situación sanitaria mundial y cerrar las puertas que este fenómeno y las medidas para mitigarlo han abierto, a fin de evitar que las organizaciones criminales puedan aprovecharlo y salgan fortalecidas”.  Todos estos retos que día a día se cumplen de la mejor manera en cada una de las organizaciones, han tenido que ser llevados a otros espacios físicos y tecnológicos debido a las medidas para prevenir la propagación del coronavirus.

Sara Eugenia Rodríguez Gil, quien trabaja como Oficial de Cumplimiento para la ‘Red Empresarial de Servicios S.A – SuperGiros’, manifestó algunos de los cambios y adecuaciones implementadas para seguir cumpliendo con sus labores de control dentro de la empresa, “el primer cambio que tuvimos que asumir para continuar con nuestras labores, fue el cambiar nuestro lugar habitual de trabajo, pasamos de hacer el trabajo en la oficina a desarrollar nuestras funciones desde casa.  Es importante tener en cuenta que no hay por qué cambiar las prácticas para cumplir con la labor de prevención y mitigación del riesgo LA/FT, por el contrario, seguimos trabajando en cada uno de los frentes que componen nuestro sistema a efectos de cumplir tanto normativamente como con nuestra responsabilidad de prevenir que la Compañía sea utilizada para la comisión de actos ilícitos.”

Adicional a estos cambios de lugar de trabajo, se ha aumentado la utilización de servicios tecnológicos y plataformas para conectar a los trabajadores desde sus hogares, todo esto con el único fin de no “bajar la guardia” frente a los delitos que se puedan presentar aprovechando los periodos de cuarentena. Harold Alberto Monsalve, gerente de Agnos S.A.S, empresa especializada en riesgos, es enfático en señalar las nuevas prácticas que se deben poner en marcha para continuar con la labor de vigilancia y control dentro de las empresas: “Las empresas deben maximizar el uso de las herramientas tecnológicas disponibles, no necesariamente la compra de nuevos aplicativos, aunque en el mercado si se pueden encontrar aplicativos que ayuden en la automatización de procesos, almacenamiento de datos especialmente dirigidos a los oficiales de cumplimiento. En lo posible se debe virtualizar procedimientos y llevar a la nube sistemas de almacenamiento de información. Para el desarrollo cotidiano de sus actividades, establecer nuestras políticas de comunicación y uso de medios virtuales, tomando medidas sencillas que pueden iniciar desde la creación de grupos de Whatsapp, separados para no ser invasivos en los horarios no laborales, hasta profundizar el uso de plataformas tecnológicas disponibles como sistemas de Extranet, aplicativos como la suite de Google”.

Si bien esta emergencia de salud mundial no tenía ningún tipo de antecedentes y ninguna persona, gobierno o empresa, estaba preparada para sobrellevar un acontecimiento como el que estamos viviendo, se puede tener la certeza de que rápidamente se han logrado tomar medidas no solo de aislamiento o de prevención para contener este virus, sino también se han adoptado nuevas dinámicas para intentar continuar el trabajo de vigilancia y control de delitos de LA/FT, generando tranquilidad en que se logrará superar esta situación sanitaria, sin tener consecuencias negativas para las empresas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *